Barbacoa coreana en Denpasar

 In Asia, Bali, Indonesia

Llueve. A mares. Parece que la temporada de lluvias se ha adelantado cerca de un nes y día si y día también al menos una mantita cae. Salimos Mark y yo dirección aeropuerto, a recoger a unas amigas australianas suyas que aunque no vienen al Onion, vendrán más adelante.

Vale, os he mentido, en realidad íbamos a una barbacoa coreana tal y como os dije en Sanur y ya que nos pillaba cerca del aeropuerto pues hemos pasado a recoger a las muchachas. La verdad es que el restaurante estaba algo escondido y no se veía a simple vista, además de que el acceso era para haber utilizado una canoa de las largas de los charcos gigantescos que había que ríete tú del Atlántico, pero merecía la pena.

Yo no sé si esto se hace en España pero si no, ojito, porque es una idea fenomenal. Toma nota:

Ahora que lo miro no caigo, ¿donde puñetas tienen las bombonas de gas? Porque se llevaron un buen rato (una hora larga) encendidas y no estaban conectadas a nada en la mesa, eran totalmente independientes. Un misterio. (Un misterio que luego descubrí: están en ese «reborde» de la derecha, son como latas de espray pero así mas gorditas)

Básicamente es un buffet pero con el aliciente de que ya no solo vas a buscar la comida, sino que te la cocinas tu mismo en la mesa y a tu gusto. Te ponen dos infiernillos, el de la izquierda para sopa (que he aprendido a hacer y pienso vivir todo el invierno a base de ella), el de la derecha para todo lo demás. Y a tu izquierda te van dejando lo que vayas pidiendo: pollo, ternera, salchichas, edamame para ir abriendo boca, algo de sushi y seguro que algo más pero fue todo muy rápido y me pilló despistado.

Finalmente tras pagar algo menos de ocho euros y rodando calle abajo fuimos, aún en plena tormenta, a recoger a las amigas de Mark para dejarlas en la parte más turística de Bali: Seminyak. Para que os hagáis una idea, es una mezcla entre Sant Antoni (Ibiza) en Julio, Salou en Agosto y una verbena de pueblo en cualquier momento del año. Aún así por estar en temporada baja la cosa estaba bastante tranquila. Casi mejor aunque de todas formas no nos paramos ahí. Debo ser de los poquitos occidentales menor de sesenta que no ha hecho la paradita de turno por la zona. Orgullo.

Tras la rápida visita volvemos al aeropuerto a recoger a Melissa, otra habitante del Onion y un torbellino de energía positiva. Ya hablaré mas adelante acerca de la gente que pulula por aquí porque no tiene desperdicio alguno, la calidad y el nivel son bastante altos a grandes rasgos.

Y hoy de nuevo toca volver al aeropuerto salvo que está vez no vamos a recoger a nadie: ¡nos vamos nosotros!

Vamos a una isla con nombre de bar: Java. Es la isla más poblada del mundo con más de 145 millones de habitantes aunque nosotros vamos más cerca, al este, Surabaya. Vamos a visitar Trowulan, unas ruinas del gran imperio Mayapajit que una vez habitó estas islas entre los siglos XIII y XVI. Este mes celebran el aniversario de ls fundación de la capital, Bajang Ratu.

Y hasta aquí puedo leer. No se si actualizaré desde allí o a la vuelta, pero mientras tanto os dejo una foto de mis nuevos vecinos que son muy majos y me despiertan bien temprano estas últimas mañanas.

¡Hasta luego!

Recent Posts

Dejar un comentario

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt